Una niña de tan solo ocho años de edad murió al interior de su casa de la junta auxiliar de San Miguel Canoa, luego de que se atragantó con un dulce, según confirmaron fuentes policiales.

Los hechos fueron informados la tarde de este viernes, poco después de las 13:00 horas, cuando al número de emergencias 911 se pidió apoyo por una menor inconsciente.

Elementos de la Policía Municipal de Puebla llegaron hasta la calle 16 de Septiembre junto con paramédicos de SUMA en la ambulancia 209, los cuales confirmaron  el deceso de la menor de ocho años de edad.

Aparentemente  la niña estaba comiendo un dulce cuando decidió tomar agua, lo que provocó que se atragantara con el caramelo, situación que en cuestión de segundos terminó con su vida ante la insuficiencia de aire.

Por este motivo se dio parte a la Fiscalía General del Estado para tomar conocimiento de los hechos y realizar las diligencias correspondientes a fin de confirmar las causas de la muerte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.