Alonso Ancira, dueño de Altos Hornos de México, abandonó este lunes por la tarde el Reclusorio Norte tras alcanzar un acuerdo reparatorio con Pemex.
El expresidente de AHMSA enfrentó un proceso por el delito de lavado de dinero, derivado de un supuesto soborno de 3.5 millones de dólares durante la adquisición de la planta de Agronitrogenados.

“Ya salió en libertad. Está totalmente en libertad, quedó suspendida la acción penal y está por salir en una hora y media más o menos. Todo quedó muy bien, se firmó el acuerdo reparatorio. El acuerdo es dejarlo en libertad y pagarle a Pemex 216 millones de dólares, en un plazo de 2 años, siete meses. Se suspendió la acción penal hasta que se pague el monto”, reiteró Antonio Frank, abogado del empresario mexicano.

Por separado, Mauricio Flores, otro de sus abogados indicó que la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) se opuso al acuerdo reparatorio, al referir que el monto podría ser mayor, pero el juez de control rechazó la propuesta.

Incluso añadió que cuando Ancira pague por completo la suma del dinero, aplicaría la extinción de la acción penal en contra de su defendido.

El empresario pagará, en tres exhibiciones durante dos años y siete meses, 216 millones 664 mil 40 dólares como reparación por el caso Agro Nitrogenados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.