El Gobierno del Estado condena los hechos delictivos ocurridos el pasado 27 de diciembre, mismos que provocaron el fallecimiento de dos ciudadanos.

En ese sentido, esta administración es sensible a la demanda de los poblanos, quienes exigen mejores condiciones de seguridad para el desarrollo de sus actividades diarias.

Por tal motivo y en estricto respeto a la autonomía de la Fiscalía General del Estado, el gobierno que encabeza Miguel Barbosa Huerta, velará porque las investigaciones y procesos que la autoridad judicial inició en contra de los detenidos por su presunta participación en los hechos, se den en cumplimiento a lo que marca la ley.

Desde el arranque de este gobierno, el compromiso es generar condiciones de seguridad, por lo que se reforzarán las estrategias entre las autoridades estatal y municipales para enfrentar a los grupos delictivos que operan tanto en la capital como en el interior del estado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.