El Sindicato de Trabajadores del Ayuntamiento se manifestó el día de ayer en las nuevas oficinas municipales, concretamente en el departamento de Recursos Humanos, para exigir el pago (retenido) de 12 trabajadores con situaciones graves de salud. 

En voz de su líder, Ivonne Morales Luna, los trabajadores se mostraron inconformes por el retraso de sus pagos quincenales, ya que dicho departamento argumentaba que faltaban algunas firmas; sin embargo, Morales Luna declaró que las condiciones de salud de los trabajadores no les permitían presentarse, ya que tres de ellos padecen afectaciones a su salud. 

Desde el pasado viernes no había recibido el pago correspondiente, por lo que se buscaron forma de presión, a fin de liberar los recursos para los afectados.

El gremio sindical, además, enfrenta otra acusación en tribunales federales para concretar acuerdos por despidos injustificados desde finales de 2017.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.