Trump anunció ante medios y cadena nacional que se pactó un nuevo tratado comercial que reemplazará al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN). El nuevo acuerdo llevará el nombre de Acuerdo entre Estados Unidos, México y Canadá (USMCA, por sus siglas en inglés).

Acabamos de pactar uno de los acuerdos más importantes de mi administración”, afirmó Trump en un discurso en la Casa Blanca, rodeado por gran parte de su gabinete económico y de relaciones exteriores.

Formamos una gran asociación con México y con Canadá. Y planeo firmar el acuerdo a fines de noviembre”, dijo Trump en rueda de prensa en los jardines de la Casa Blanca

El presidente de Estados Unidos argumentó que el antiguo TLCAN produjo déficits comerciales a Estados Unidos por más de 2 mil millones de dólares, además de provocar la pérdida de más de 4 millones de empleos en el sector manufacturero. También consideró que el tratado anterior lastimó “de manera terrible” a la industria automotriz estadounidense.

Trump también recordó que, desde el sector privado, siempre lamentó la firma del “peor acuerdo” comercial por parte del gobierno estadounidense.

El mandatario estadounidense dijo haber logrado negociar el nuevo acuerdo USMCA en clave de justicia y reciprocidad comercial, término que consideró como el “más importante” para su administración.

Además, Trump agregó que Estados Unidos había logrado la firma de un nuevo acuerdo con Corea del Sur que le permitirá tener un comercio justo, además de replantear la relación de la nación norteamericana con la Organización de Naciones Unidas (ONU)

Las cosas están cambiando para bien”, consideró Trump frente a su auditorio, en el Jardín de las Rosas de la Casa Blanca.

De acuerdo con el presidente, el nuevo acuerdo arribará para regular los aproximadamente 1.2 billones de dólares que transitan en sistema comercial entre las tres naciones.

En su discurso, aprovechó también para felicitar al representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, quien “estaba siempre dispuesto a negociar junto con el equipo de comercio exterior”.

Al mismo tiempo, Trump agradeció al presidente de México, Enrique Peña Nieto, a quien consideró que tiene en una gran estima a pesar de los desacuerdos que tuvieron, y también agradeció a Andrés Manuel López Obrador por apoyar en todo momento la renegociación y por su trabajo en equipo para reducir el tiempo de relanzamiento del acuerdo.

Trump consideró que el tratado otorga una posición privilegiada al bloque de cara al comercio global, con respecto al cual, insistió, se continúa luchando contra prácticas comerciales desleales contra los agricultores y trabajadores estadounidenses.

Este acuerdo es un acuerdo parteaguas para nuestros agricultores, que tanto han sufrido en los últimos años por la depreciación de sus productos. Aquí los defendemos.” dijo Trump. “Este acuerdo dará mayores oportunidades para nuestras exportaciones lácteas, soya, entre muchos otros productos que teníamos en mente.”

Trump también consideró que el nuevo acuerdo responderá a las necesidades de una industria automotriz estadounidense “en decadencia”, lo que consideró como “una problemática que afectó a la economía estadounidense duramente”.

Con respecto a la industria automotriz, criticó que los automóviles que se ensamblaban en México con partes de todo el mundo durante el tratado anterior, después llegaban a Estados Unidos con tarifas cero.

Trump dijo en su discurso que la imposición de aranceles ha funcionado a la Administración actual para lograr la renegociación de diversos acuerdos comerciales, y aclaró que naciones como Japón y la India han llamado para negociar de nuevo los regímenes comerciales que existen con los Estados Unidos.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.