Samsung Electronics ha completado un rediseño del Galaxy Fold tras dos meses, para corregir las fallas en la pantalla que forzaron su retraso, dijeron este miércoles personas familiarizadas con el asunto.

Esto permite al gigante coreano debutar su teléfono inteligente a tiempo para la crucial temporada de vacaciones.

El fabricante de teléfonos inteligentes más grande del mundo se encuentra ahora en la etapa final de producción de una versión comercial, pero aún no fija una fecha para inicio de ventas, declararon personas familiarizadas con el asunto, que pidieron no ser identificadas.

Samsung retiró el dispositivo después de que varias publicaciones, entre ellas Bloomberg News, reportaron problemas con las versiones de prueba, como el mal funcionamiento de la pantalla que surgió después de que se desprendió una película de la pantalla.

La compañía más grande de Corea está tratando de superar otro paso en falso. Ahora la película protectora se estira más y envuelve toda la pantalla hacia los marcos exteriores, por lo que sería imposible despegarla a mano, dijeron las personas que han visto las últimas versiones.

Rediseñó la bisagra, empujándola ligeramente hacia arriba desde la pantalla (ahora está a ras de la pantalla) para ayudar a estirar más la película cuando se abre el teléfono.

Esa tensión hace que la película se sienta más dura y más como una parte natural del dispositivo en lugar de un accesorio desmontable, agregaron. Una de las personas reveló que la protuberancia que se genera, casi imperceptible a simple vista, puede ayudar a reducir la posibilidad de que se desarrolle un pliegue en el centro de la pantalla.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.