0 0
Tiempo de lectura: < 1 minuto
Read Time:1 Minute, 23 Second

Una nueva variante del coronavirus SARS-CoV-2 se está propagando rápidamente en Gran Bretaña y ha suscitado gran preocupación entre sus vecinos europeos, algunos de los cuales han suprimido las conexiones de transporte.

La cepa, a la que algunos expertos se refieren como el linaje B.1.1.7, no es la primera variante nueva del virus pandémico que surge, pero se dice que es hasta un 70% más transmisible que la cepa anteriormente dominante en el Reino Unido.

La nueva variante se ha convertido rápidamente en la cepa dominante en los casos de COVID-19 en partes del sur de Inglaterra, y se ha relacionado con un aumento de las tasas de hospitalización, especialmente en Londres y en el condado adyacente de Kent.

Si bien se vio por primera vez en Gran Bretaña en septiembre, en la semana del 9 de diciembre en Londres el 62% de los casos de COVID-19 se debieron a la nueva variante, lo que se compara con el 28% de los casos tres semanas antes.

Los gobiernos de Australia, Italia y los Países Bajos dicen que detectaron casos de la nueva cepa, en el último se encontró a principios de diciembre.

Unos pocos casos de COVID-19 con la nueva variante también han sido reportados al ECDC, la agencia de monitoreo de enfermedades de Europa, por Islandia y Dinamarca. Reportes de medios de comunicación en Bélgica dicen que también se han hallado casos allí.

“Es correcto tomarlo en serio”, dijo Peter Openshaw, profesor de medicina experimental en el Imperial College de Londres. Shaun Fitzgerald, profesor visitante de la Universidad de Cambridge, dijo que la situación era “extremadamente preocupante”.

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.